Los niños y niñas gitanos se quedan sin su primer día de escuela en Roma, Italia

This post is also available in: Inglés, Francés, Italiano, Romani, Rumano, Serbio

primo giorno scuola romEsta mañana 25 autobuses escolares han aparcado delante de los campos gitanos de la ciudad de Roma para poder llevar a los niños al colegio. Sin embargo, ninguno de los 2200 niños que habían han podido tomar los autobuses porque no habían mediadores que les  indicaran y les distribuyeran en los correctos autobuses.

Un mediador de Arci Solidarietà ha comentado que “es una situación completamente paradójica. El Ayuntamiento se ha gastado un dinero en mandar unos autobuses que los niños/as no han podido usar. Los conductores estaban completamente sorprendidos y desinformados, pensaban que los trabajadores sociales que se encargan de los proyectos de escolarización estarían allí como cada año. Los conductores no podían hacer su trabajo y los niños/as se fueron”.

Después de 20 años, el proyecto de escolarización de la comunidad gitana, el cual ofrece soporte escolar y educativo a los niños y niñas de la comunidad gitana para que finalicen la educación obligatoria, aún no ha empezado.

El Ayuntamiento de Roma destina 250 millones de euros para el proyecto de escolarización de los niños/as gitanos, el cual incluye un servicio global que implica el mantenimiento de los edificios y zonas verdes, el servicio de comedor y el “transporte extraordinario” (como el del trayecto de los campamentos gitanos a las escuelas y viceversa). Pero esta subvención se detuvo por una apelación del TAR (Tribunal Administrativo Regional de Lazio) como consecuencia de la investigación de la “Mafia Capitale”, un presunto caso de corrupción que involucra al gobierno de Roma con grupos delictivos de apropiación indebida de dinero destinado a los servicios de la ciudad.

El proyecto de escolarización de la población gitana se encuentra en atenzionato o estado de alerta especial debido a la afectación del proyecto en la investigación. Ante esta situación, el Ayuntamiento no ha tenido en consideración el proyecto de escolarización de la comunidad gitana y no ha gestionado el servicio de transporte el primer día de colegio.

Esta tarde se realizará una reunión entre asociaciones y el concejal de educación, Marco Rossi Doria, quien, en un post en Facebook, ha garantizado la voluntad del Ayuntamiento para encontrar una solución sólida para el servicio.

La concejala regional, Marta Bonafoni, ha dicho que “es duro pensar que el servicio específico que garantiza el derecho a educación de los niños y niñas gitanos es el único que no se ha iniciado a pesar de ser considerado en punto clave para la Unión Europea y la Estrategia Nacional de Inclusión”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *